Servicios de red en la nube.

Home » News » Servicios de red en la nube.

Permite obtener servicios de a través de conectividad a internet, logrando independizar el hardware del software, en otras palabras las personas pueden utilizar diferentes programas específicos directamente desde internet y ya no hay necesidad de instalaciones; esto facilita el acceso a las grandes compañías del sector industrial.

Esta innovadora tecnología no solo ofrece los servicios de la nube, también es adaptable al tipo de industria o requerimientos del usuario, por lo tanto existen 3 tipos de Cloud:

Cloud pública: Ofrece gran escalabilidad a las empresas, dicho de otro modo dependiendo de las necesidades de la compañía se  puede utilizar el servicio Cloud de su preferencia.

Cloud privada: El gran beneficio aquí es la seguridad, especialmente para empresas que necesiten mantener seguros los datos que manejan.

Cloud híbrida: Esta última ofrece las ventajas de las dos anteriores, se puede hacer uso de servicios adaptados a sus necesidades y a su vez se mantiene la seguridad que la Cloud privada ofrece.

La diferencia más significativa entre los tres tipos de Cloud es la infraestructura con la que se provee el servicio de la nube, la Cloud pública utiliza infraestructura pública mientras que la privada se le instala la que sea necesaria dentro de la misma empresa y lógicamente su uso está restringido.

 

Aquí presentamos los principales modelos de servicios de Cloud Computing:

SaaS (Software como Servicio): Proporciona a los usuarios acceso al software basado en cloud de proveedores; el usuario no instala aplicaciones o programas en sus dispositivos locales, sino que estas residen en una red cloud remota. Almacenan y analizan datos además se facilita colaboración en proyectos.

IaaS (Infraestructura como Servicio): En este caso un proveedor proporciona a los clientes acceso a servidores, almacenamiento y redes. Las empresas utilizan sus propias plataformas y aplicaciones en una infraestructura de proveedor de servicios.

PaaS (Plataforma como Servicio): Aquí proporcionan a los usuarios un entorno cloud  en el cual es posible desarrollar, gestionar y distribuir aplicaciones. También se les permite utilizar un conjunto de herramientas prediseñadas para desarrollo y prueba de sus propias aplicaciones.

Las ventajas que ofrece migrar a los servicios de Cloud son bastantes, para empezar reducción de costos ya que no es necesario instalar ningún tipo de hardware/software y no se tendrá que pagar actualizaciones futuras. También hay más agilidad con esta tecnología pues se minimiza tiempo por lo sencillo que es ingresar a la nube. A su vez la recuperación del sistema en caso de desastres es más rápida y precisamente por este punto se puede acceder o actualizar información desde cualquier momento y dispositivos móviles.

Finalmente la escalabilidad, siempre habrá tecnología actualizada y capacidad de almacenamiento ilimitada. El usuario no tendrá que preocuparse por copias de seguridad ya que la nube lo facilitará, conexión segura y a prueba de ataques.

Fuente: Smart Industry

Síguenos en: Posted on